Niños, adolescentes y adultos ante el uso excesivo de Internet

Internet permite generar relaciones sociales y una comunicación interpersonal constante y fluida, pero el estrecho vínculo que existe entre las conductas adictivas y el uso excesivo, incluso de las redes sociales y los dispositivos, revela riesgos en los contextos familiares, escolares y sociales. Lee a continuación y encuentra las recomendaciones para evitarlo.

El uso excesivo de internet se da cuando el número de horas de interacción afecta el normal desarrollo de la vida cotidiana. Pero no solo se debe al tiempo invertido, sino al impacto que causa en aspectos personales y sociales1. Esto se asocia con problemáticas como el aislamiento y con conductas adictivas que dejan de lado otras actividades propias de cada edad.

Frente a este tipo de uso, los beneficios que brinda internet tanto a adultos como a menores parecen opacarse ante la mirada de quienes emplean la restricción como una vía para evitar el uso excesivo de internet. Sin embargo, Xavier Carbonell, hace un énfasis sobre el tema de la adicción a internet y dice que ésta no puede llamarse así debido a que nadie, por ahora, se ha visto que muere por una sobredosis de internet.

Este doctor en psicología e investigador indicó que en internet existen conductas adictivas, más no adicción. Además, expone que estas conductas no necesariamente son graves, aunque sí pueden generar pérdida de tiempo, disminución del rendimiento académico, menos horas de descanso, riesgos como el sexting, grooming y ciberbullying. Según él, internet es solo el medio para facilitar una conducta y un trastorno ya existente, y por esto no se debería considerar una adicción.

Pero no se trata solo de internet, el uso excesivo de dispositivos digitales predispone a un comportamiento no verbal, limitando la interacción cara a cara con la otra persona y el contacto con el entorno que nos rodea2. Es ahí cuando aparece la depresión, la falta de atención, la baja autoestima, la ansiedad y otras características que sirven como señales de alarma para tomar medidas, entre ellas, el phubbing y la nomofobia.

¿Te has sentido ignorado por alguien que está comunicándose contigo, pero usa su celular en exceso? Eso es phubbing, y respecto a la nomofobia o “no mobile phone fobia”, es la sensación de nerviosismo, malestar o angustia al no mantener contacto permanente con la tecnología, evidenciado comportamientos como tener siempre un cargador ante el miedo de quedar sin batería, o el intentar por todo medio posible el uso del dispositivo en situaciones o lugares prohibidos3


¿Cuál es el papel de la familia?

Aunque hay padres y cuidadores que acuden a la mediación para evitar el uso excesivo de internet en los menores, también hay quienes optan por imponer normas o restricciones técnicas en la utilización de los dispositivos, dejando atrás las oportunidades que pueden encontrar allí.

Niños, adolescentes y adultos ante el uso excesivo de Internet

También te puede interesar: Niños y jóvenes que triunfan gracias a internet

Según la investigación “Uso excesivo de redes sociales: perfil psicosocial de adolescentes españoles”, el uso de internet que hacen progenitores e hijos significa más tiempo juntos usando las tecnologías, pero existe además un incremento individualizado del tiempo que emplean con sus dispositivos por separado4. Esto puede presentar falencias en las áreas académica, emocional y familiar, pues la tendencia es que si los padres usan internet diariamente y sin control, los hijos lo hacen con más frecuencia o viceversa.

Es tarea de la familia entender que una persona con falta de habilidades sociales es propensa a usar de manera excesiva internet y sus dispositivos para expresarse, desarrollar su identidad y las características de su personalidad, por eso hay que observar cuántas horas se invierten juntos y de manera individual, detectar si hay malos hábitos, reconocer el tipo de actividades que se realizan y no darle una connotación negativa a internet o a las dispositivos que solo son una vía para avanzar hacia el futuro.


Recomendaciones

Como adulto puedes ahondar en la diferencia entre adicciones, gustos, malos hábitos y conductas adictivas. Esto te servirá para guiar a niños y adolescentes con el fin de evitar caer en usos excesivos de internet. Un camino acertado para lograrlo es la mediación activa que permite hablar con los menores sobre el contenido que consumen mientras interactúan con él.

Comparte con los menores actividades online, esto te servirá para incrementar las oportunidades, prevenir riesgos y usar de manera responsable las Tic. Contrario a esto es que establezcas reglas que cohíban al menor, provocando mayor distancia entre ambas partes.

Niños, adolescentes y adultos ante el uso excesivo de Internet

Como afirma Xavier Carbonell, lo recomendable es:

  • Evolucionar de la prohibición al futuro digital.
  • Aprovechar la tecnología para aprender, comunicar, educar.
  • Establecer horarios de uso y conocer el tiempo total invertido.
  • Aprender de comunicación digital y adaptarse.
  • Saber que el mundo digital abre muchas oportunidades para los profesionales del futuro.
  • Ocuparse del tema y no preocuparse.
  • Mirar hacia el futuro.

Asimismo, es conveniente promover actividades afines a los intereses de los miembros de la familia, pero que les exija estar desconectados de internet, también establecer un cronograma de actividades en línea que incluya el tiempo estimado para su realización. Así será fácil identificar si se presentan alteraciones por causa del uso de internet.

Procura que niños y jóvenes asistan a actividades extracurriculares relacionadas con deportes o artes afines a sus gustos e intereses. Las actividades físicas favorecen las habilidades personales y sociales de los menores, mientras restan tiempo e importancia al consumo excesivo de internet.

Fuentes:

  1. Malo, S. Martín, M. Viñas, F. (2018). Uso excesivo de redes sociales: Perfil psicosocial de adolescentes españoles. Grupo Comunicar. Recuperado de: https://www.redalyc.org/jatsRepo/158/15855661012/index.html
  2. Barrios, D. Dayara, A. Bejar, V. Cauchos, V. (2017). Uso excesivo de Smartphones/ teléfonos celulares: phubbing y nomofobia. Revista Chilena de Neuropsiquiatría. Recuperado de: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=331553232008